Receta fácil, rica y con muy pocos ingredientes…eso sí… hay que tener paciencia, ya que vamos a prepararlas a fuego lento, con muucho mimo, el resultado unas alubias… melosas, melosas…
Yo hago medio kilo, me da para comer un par de días a la semana y además hago tuppers y congelo para otros días o para hacer hamburguesas 🙂
500gr. de alubias pintas
1 cebolla grande
3 ajos
1 cucharadita de pimentón picante
(o 1/2 dulce 1/2 picante)
pizca de sal marina
chorrete de aceite de oliva
un trozo de unos 6/7 cms de alga kombu
agua (a demanda)


En un perolo vamos a poner el aceite a calentar, en el haremos un sofrito con los ajos y la cebolla bien picadito todo y salamos… cuando la cebolla esté casi transparente añadimos el pimentón, retiramos del fuego para que no se nos queme, mezclamos bien y vamos al fuego de nuevo, sin para de remover añadimos las alubias y la kombu, mezclamos y ponemos el agua (empezaremos poniendo agua hasta cubrir unos 5 dedos por encima de las judias)… y a mimar el perolo…
Cada 15/20 minutos removemos, y vigilamos la cantidad de agua, irá desapareciendo e iremos añadiendo nueva, tal cual del grifo, no pasa nada por cortar la cocción, de echo se dice que así evitamos las flatulencias ¿?… (el alga kombu además de reducir los gases, también sirve para acortar el tiempo de cocción).
Mi guisito ha estado unas 3 horas…a fuego lento  casi tapado del todo, dejando sólo una ranurita para que saliera el vapor, he tenido que añadir agua 4 veces (más o menos dos vasos de agua por vez).
Decir que esta misma receta la podéis preparar con olla express… yo suelo hacerlas así, pero el resultado no tiene nada que ver, de este modo el caldito queda espesito, meloso y las alubias en su punto de cocción exacto. 
Además si las comes de un día para otro el guiso gana en consistencia… las podéis acompañar como es mi caso de un puñadito de arroz integral o ponerle más verduras al gusto (mi nevera estaba dando gritos de vacia ya…)
Me parece una receta más que digna para presentar al reto Noviembre A Fuego Lento, cuchareo, comida casera, realizada con muchísimo amor, sana, genial para estos días en los que el frio se está apoderando de nosotros.

Uso de cookies

En Vida Hygge se usan cookies propias y de terceros, si continuas navegando estás dando tu conformidad. ¡¡No te asustes!! simplemente es un mensaje legal...política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest